Menorca, la isla más auténtica del archipiélago balear

Necesita una sugerencia?

Necesita una sugerencia?

Dejenos sugerirle el perfecto
alojamiento para sus vacaciones
Solicita consejo

Gracias al posicionamiento estratégico de Menorca, este área ha recibido influencias árabes, romanas, inglesas y francesas dando un lugar a una gran pluralidad de culturas. Esta isla dispone de un entorno privilegiado perfecto para practicar un turismo activo. La riqueza de sus paisajes naturales, su patrimonio histórico y cultural, y su gastronomía hacen de esta región, el destino ideal para pasar tus vacaciones.

El litoral menorquín está lleno de playas espectaculares, impresionantes acantilados, islotes vírgenes e impresionantes fondos marinos. Si buscas un turismo de costa, este es sin duda tu lugar. Los entusiastas de los parajes naturales también verán sus expectativas más que cumplidas. Menorca posee una amplia variedad de hábitats naturales y rincones vírgenes donde perderse. Barrancos, grutas terrestres y humedales enmarcados en una de las reservas de la biosfera por la UNESCO.

Menorca es también sus pueblos, con un paisaje rural y tradicional muy rico y una arquitectura urbanística impresionante. 

Todo cabe en esta pequeña isla mediterránea, donde la tranquilidad y el encanto constituye la esencia fundamental.

Ver mapa

También en este Destino

Menorca - hoteles boutique, hoteles con encanto y villas

Ven a la Menorca y descubre uno de los lugares más bellos del Mediterráneo. Playas y calas de indescriptible belleza. Pueblos que desprenden magia en cada una de sus calles. Parajes naturales que te llenarán de paz y tranquilidad. SecretPlaces pone a tu disposición los mejores alojamientos en la región. Desde hoteles con encanto, hasta casas rurales y villas. Te ayudamos a hacer de tus vacaciones una experiencia inolvidable.

Dónde ir en Menorca

El atractivo de Menorca radica en sus playas y calas, en su entorno natural y en las pequeñas aldeas que pueblan la isla. El litoral menorquín está lleno de joyas naturales. Destacan la Cala Turqueta, una cala virgen de aguas turquesas; la Cala Macarella, la más conocida de Menorca; la Cala Galdana, una de las playas más grandes y familiares de la isla, habilitada para la práctica de deportes naúticos; la Cala Pregonda, cuyo color rojo y ambiente la convierten en un enclave especial; y la Cala Mitjana, de preciosas y claras aguas azules, situada en el centro de la isla.

Pero hay mucho más en Menorca que sus playas. El conjunto urbanísico de la región es también conocido por su gran belleza. La Ciudadela de Menorca es el segundo pueblo más importante. Su puerto y el centro de la ciudad son algunos de sus grandes atractivos. Mahón constituye otro lugar de visita imprescindible; la capital de Menorca tiene tanto que ofrecer. Binibeca es un precioso y sorprendente pueblo de pescadores. Sus casitas blancas y sus estrechas calles transportarán al viajero a un entorno mágico.

Gastronomía menorquina

Menorca posee una tradición culinaria transmitida de generación en generación y que se ha mantenido fiel a su origen. La gastronomía de la isla es el reflejo de la esencia de sus gentes: sencilla, apacible y con pasión por la vida.

En esta región se mantiene el gusto por los alimentos tradicionales y la preparación de platos con productos de temporada. El hecho de estar rodeados por el mar y la carencia de una extensa variedad de productos, han marcado de forma notable su cocina. Durante siglos, la imaginación ha sido la protagonista de la cocina de la isla. Es sorprendente lo que los menorquines pueden hacer con tan pocos ingredientes. Muchas de las delicias que el viajero encontrará en Menorca tienen su origen en los platos que los marineros improvisaban en el mar, con el pescado recién capturado.

Uno de los productos típicos de la región es la mahonesa, la embajadora más conocida de la isla. Y el plato más exquisito que probaremos en Menorca es la caldereta de langosta, una rica sopa de marisco que hará las delicias de los más sibaritas. 

Las pastelerías de la Ciudadela son, sin lugar a dudas, las mejores de toda la isla. La repostería menorquina posee más de cien productos tradicionales que han sobrevivido al paso del tiempo. Destacan las ensaimadas propias del archipiélago balear y, especialmente, la coca bamba – la ensaimada menorquina –, más voluminosa que la original y sin condimentos. Lo tradicional es mojarla en chocolate y tomarla en el desayuno. Los viajeros más golosos no pueden dejar de probar los “carquinyols”, una pequeña galleta crujiente muy dulce; y las “tortadas”, un pastel tradicional similar a la torta de Santiago pero más esponjoso.

Inspiraciones para viajar, itinerarios y los mejores sitios para alojarse

Hoteles familiares y casas vacacionales con cocina fantásticos para padres y niños. Deja que tus hijos disfruten de la naturaleza y descubran cosas únicas por hacer.
Si quieres participar en la vida tranquila del campo y disfrutar de la calma de un pueblo con encanto, esta es tu colección. Aprende a bajar las revoluciones y a sonreír más.
¿No quieres dejar a tu mascota favorita en casa? Échale un vistazo a nuestra lista de hoteles donde los animales son bienvenidos y disfruta de una escapada con tu amigo peludo.