La Península de Setúbal: playas de arena blanca y parques naturales

Necesita una sugerencia?

Necesita una sugerencia?

Dejenos sugerirle el perfecto
alojamiento para sus vacaciones
Solicita consejo

Lisboa es una ciudad espectacularmente bien situada. Al oeste la belleza floral y arquitectónica de Sintra, la sofisticación de Estoril y el esplendor costero de Cascais. Justo al norte las maravillas de Batalha, Alcobaça y Óbidos. Pero, ¿qué hay justo al sur?

La Península de Setúbal. Deja la ciudad y pon rumbo al sur y llegarás a uno de los últimos vestigios de Europa de la vegetación mediterránea original y resorts típicos portugueses relativamente desconocidos para los extranjeros, ya que se suelen mover en masa hacia el sur, al Algarve.

Toda esta área está dominada por 50.000 hectáreas de área protegida que forman el Parque Natural de la Serra da Arrábida, y los humedales del Tajo y el estuario del Sado. Playas de arena blanca flanqueadas por dunas y acantilados que se extienden kilómetros y kilómetros.

Coge una ruta en barco por el Sado y disfruta de una de las mejores atracciones de la región: la escuela de delfines, una especie única de Portugal. Disfruta de la arena de sus playas y los mares tranquilos de la Costa Azul y date un baño con estos elegantes mamíferos.

Ver mapa

También en este Destino

Península de Setúbal - hoteles y apartamentos de vacaciones

La Península de Setúbal, un enclave todavía ignorado por el turismo masificado y rodeado de naturaleza apabullante. Puedes disfrutar de su gastronomía basada en los productos del mar o perderte por sus larguísimas y preciosas playas de arena blanca. Si quieres una escapada relajante, una escapada romántica o eres un amante de la naturaleza que quiere conocer el vergel y la biodiversidad de los humedales del Tajo y el Sado, este es tu sitio. Secretplaces ha seleccionado los mejores hoteles y apartamentos con encanto de toda la zona para ofrecerte una experiencia a tu gusto.

Dónde ir en la Península de Setúbal

El atractivo de la Península de Setúbal no se reduce solamente a la belleza de sus parajes naturales. La propia ciudad, que se extiende a lo largo del estuario del Sado, tiene mucho que ofrecer a los que la visiten: por ejemplo el precioso casco histórico peatonal; también merece la pena conocer la Iglesia del antiguo convento de Jesús. Y tiene la ventaja de estar alejada de los centros turísticos masificados que se concentran más al sur del país.

Sesimbra, en el extremo Sierra da Arrábida, cuenta con un gran valor histórico – además de su atractivo turístico – ya que alberga restos romanos y fue importante en la Reconquista portuguesa. Esta antigua villa pesquera está rodeada de un entorno natural privilegiado y en sus inmediaciones está la “Praia do Meco”, francamente espectacular.

En el Parque Natural de la Sierra da Arrábida podemos encontrar una sorprendente biosfera de especies de flora y fauna protegidas, e incluso una zona de reserva marina en la parte costera. La densa vegetación de la zona en combinación con el tono claro de los acantilados forma una imagen increíble. Los que visiten el Parque no pueden dejar pasar la oportunidad de conocer la "Praia da Arrábida" y "Praia dos Galapinhos", dos de las mejores que puedes ver en Portugal.

Para los entusiastas en la naturaleza y su conservación, está región es maravillosa. Incluye dos importantes hábitats de estuario, los de los ríos Sado y Tajo con sus humedales, hogar de diversa vida salvaje y una importante herencia biológica. Estos hábitats son perfectos para varios tipos de peces y aves migratorias.

Gastronomía en la Península de Setúbal

Setúbal es una zona íntimamente ligada al mar y eso se refleja también en su gastronomía. Por lo tanto el pescado es uno de los ingredientes estrella en la inmensa mayoría de sus platos. Por ejemplo las sardinas, consideradas una de las “7 Maravillas de la Gastronomía Portuguesa” es uno de sus productos culinarios más apreciados. Este sabroso pescado azul se sirve cocinado y acompañado de diversas maneras, y, especialmente la sardina asada, hace una tarjeta de presentación perfecta para todos los visitantes de la región. 

El choco, una especie de calamar, sobre todo frito, también es un plato muy popular que se toma independientemente de la comida y la guarnición, y que ha trascendido fronteras. Las ostras de la zona son muy codiciadas, en especial las próximas al estuario del Sado por el tipo de plancton del que se alimentan, que les da un sabor exquisito.

El queso típico de Azeitao, un pueblo en las estribaciones de la Serra da Arrábida, es una auténtica delicatesen con Denominación de Origen protegida a nivel europeo. En cuanto a los postres, destacan los confites elaborados con naranjas de Setúbal, las queijadas y los pasteles (tortas) de Azeitao.

Y por supuesto los vinos, que cuentan con tres Denominaciones de Origen Local (DOC Setúbal, Palmela y Regional Terras do Sado). Es muy conocido el moscatel producido en la región.

Inspiraciones para viajar, itinerarios y los mejores sitios para alojarse

¿No quieres dejar a tu mascota favorita en casa? Échale un vistazo a nuestra lista de hoteles donde los animales son bienvenidos y disfruta de una escapada con tu amigo peludo.
Si lo primero que compruebas cuando ves el mar o un lago son las olas o la intensidad del viento, esta es la colección perfecta para ti. Siéntete como pez en el agua con estos hoteles.