Normandía: camembert, preciosos paisajes e historia

Necesita una sugerencia?

Necesita una sugerencia?

Dejenos sugerirle el perfecto
alojamiento para sus vacaciones
Solicita consejo

Normandía se corresponde con el ducado del mismo nombre y está situada en la costa sur del Canal de la Mancha. Su territorio abarca tanto en el norte de Francia como las Islas del Canal. Su nombre proviene del asentamiento y conquista del territorio por los vikingos (“Northmen” –hombres del norte) y esos vestigios de historia aún se conservan por todo el área normando. Esta zona francesa se siente orgullosa de sus raíces y tradiciones; de hecho, existe un movimiento muy fuerte a favor de mantener vivo el idioma antiguo que se habla en la región: el bretón (la única lengua celta que se habla en el continente).

Existen profundas diferencias entre las dos regiones en las que se divide este bellísimo territorio. Baja Normandía es predominantemente agrícola, siendo la ganadería el sector de mayor importancia; mientras Alta Normandía posee una mayor concentración industrial. Ambas producen una importante cantidad de productos gastronómicos de gran calidad tales como la famosa sidra, los productos lácteos, el lino, la crianza caballar, la pesca y el marisco.

Repleta de pueblos de incomparable belleza, enmarcados en un paisaje natural de gran interés turístico, Normandía es uno de los mejores destinos para unas vacaciones de relax en contacto con la naturaleza. Esta región combina 500 kilómetros de espectacular litoral con el impresionante verde de su campiña interior, los bulliciosos mercadillos de las aldeas y los monumentos históricos que podemos encontrar en sus ciudades.

Ver mapa

También en este Destino

Normandía - hoteles con encanto, casas rurales y chateaux

Visita la bella región de Normandía. Tierra de historia, cultura y tradiciones, esta zona francesa desvela sus encantos a todo viajero que se adentre en busca de su autenticidad y belleza natural. En SecretPlaces te ofrecemos una amplia gama de alojamientos vacacionales para poder disfrutar de una relajante escapada en contacto con la naturaleza, poniendo al alcance de tu mano los hoteles con más encanto y los “chateaux” más románticos y sofisticados de la región. No lo pienses más y viaja a la tierra de la sidra, el queso y el marisco.

Dónde ir en Normandía

La belleza del paisaje de Normandía transporta al viajero a una época más sencilla, donde poder alejarse del bullicio y el estrés de la vida diaria y relajarse viendo las verdes campiñas pobladas de manzanos. Sus impresionantes comarcas son el hogar de una maravillosa variedad de enclaves naturales, desde los bosques y las praderas hasta los impactantes acantilados de Albâtre, sin olvidar la belleza del Monte Saint-Michel o el misterio de los pantanos de Contentin y Bessin.

Esta región ha sabido preservar de manera exquisita su patrimonio arquitectónico, cultural y gastronómico. Los lugares para visitar en Normandía son innumerables. La ciudad medieval de Bayeux, las históricas Caen y Rouen, los pueblecitos costeros de Deauville y Bagnoles-de-l'Orne, la catedral de Coutances,los paisajes de Fécamp o Honfleur, el conocido Monte Saint-Michel, el castillo Gaillard y el de Carrouges o los bellos jardines de Monet.

Normandía posee importantes vestigios históricos y propone al viajero una auténtica inmersión en los acontecimientos que tuvieron lugar en su costa durante la Segunda Guerra Mundial. Para ello, sólo tenemos que visitar las playas del desembarco, la Punta de Hoc, el memorial de Caen y los múltiples museos consagrados a este período.

Gastronomía de Normandía

Normandía posee una gran riqueza gastronómica que se suma a sus otros muchos atractivos. Esta región produce y exporta una gran cantidad de productos lácteos. Destacan sus sabrosos quesos como el Camembert, Livarot, Pont l’Eveque, Brillat-Savarin, Neufchâtel, Petit Suisse y Boursin. Además, son famosas su nata y su mantequilla, usadas en multitud de platos típicos franceses.

El pescado y el marisco normandos son de calidad superior; el rodaballo y las ostras de la península de Cotentin son apreciados manjares en toda Francia. En cuanto a bebidas, en Normandía se produce sidra de gran calidad, así como Perry (un licor de pera) y variantes de aguardiente de manzana.

Las manzanas se utilizan también en numerosos platos como los deliciosos “moules à la normande”, (mejillones cocinados con manzana y nata) y los “bourdelots”, elaborados con manzanas al horno y hojaldre.

Otras especialidades regionales incluyen las “tripes à la mode de Caen”, las “andouilles” y “andouilletes”, el cordero presalado y el “teurgoule” (pudín de arroz con especias). No puedes dejar de probar otros platos normandos como el pato “à la rouennaise”, el pollo salteado “yvetois” y el ganso “en daube”. 

La región también es conocida por su exquisita y refinada pastelería. Normandía es la cuna de los “brioches” (en especial los de Évreux y Gisors) y de los “douillons” (peras con hojaldre al horno). No podemos olvidarnos de los “craquelins”, las “roulettes” en Rouen, las “fouaces” en Caen y las “fallues” en Lisieux. Todos ellos dulces capaces de cumplir los sueños de los viajeros más golosos.

Inspiraciones para viajar, itinerarios y los mejores sitios para alojarse

Si quieres participar en la vida tranquila del campo y disfrutar de la calma de un pueblo con encanto, esta es tu colección. Aprende a bajar las revoluciones y a sonreír más.